Thursday, February 28, 2008

La otra cara

Vestimos con los colores del contraste, el cansancio y la vitalidad, la nostalgia y la euforia, la melancolía que nos dispersa y la voluntad que nos empuja, el sí, el no. Mucho de lo que ocurre a nuestro alrededor también se alimenta de contrastes.

Después de tantas fotos claras y luminosas, hoy se me pegan al objetivo éstas de esa otra cara de la nieve


Se irá yendo poco a poco.

Wednesday, February 27, 2008

Un poco más tarde

Es tarde ya cuando abro esta ventanita para escribir un par de líneas y subir esta foto del atardecer. La luz a esa hora me dice que los días son más largos, que los minutos que vamos ganando son un regalo maravilloso, un despertar de sonrisas.

Tuesday, February 26, 2008

¿Volcán de hielo?

Realmente un volcán de hielo no se forma así pero esto es lo que tenemos

Se ha ido haciendo día a día.
Si prestas atención, hasta puedes escuchar las gotas de agua que poco después de caer se convierten en hielo.

Hielo, sí, pero de esa manera.

Monday, February 25, 2008

El salto del Unicornio

Al final de l día, abro ese libro que hace tanto tiempo me regalaste y que siempre me transporta a un lugar ambiguo y como perdido.


La página se abre por

El salto del Unicornio
El Unicornio se tranforma en el esplendor de su soledad. Manifiesta su entusiasmo con grandes saltos que bestia alguna iguala en el reino animal, y así revela ese terrible abandono antiguo que forma el natural oculto de la creatura; contemplardo produce calma: parece desafiar voluntariamente las leyes naturales que permiten a la Tierra aproximarse y abatir velozmente las cosas todas. El Unicornio parece alzarse impulsado por una ráfaga invisible.
Son embargo, el rostro de la bestia jamas piertde su expresión serena en medio de tan arriesgado desplietue De esto, el único entre los hombres, tuve el privilegio de ser testido con mis propios ojos.

(En "De la historia y la verdad del Unicornio". Texto descubierto y anotado por Michael Green)

Sunday, February 24, 2008

Otro andar

Volvieron, no son los mismos. Otros recorridos caprichosos,

otros reflejos

y una escultura callada

Saturday, February 23, 2008

Me pregunto...

Estoy haciendo un trabajo sobre cómo los afromexicanos utilizaron ciertas formas musicales como forma de adaptación y/o resistencia durante la colonia. En los últimos 10 o 15 años ha habido todo un movimiento en el que se está tratando de recuperar y darle nombre a la identidad africana del afromestizo, colocarla en el mapa de la historia oficial mexicana en la que lo africano prácticamente no ha existido en la composición étnica de su mestizaje.
El tema me entusiasma pero lo encuentro complejo. Necesito delimitar y ser fiel a datos históricos porque igual que es cierto que la esclavitud existió en México y que tanto esclavos como negros libres constituyeron uno de los principales núcleos de población que levantó al país después de que 20 millones de indígenas murieran en un periodo de 90 años tras la llegada de los españoles, también es cierto que es fácil construir descripciones de africaneidad un poco a la ligera.
Es especialmente en el campo de la música donde encuentro que se han hecho muchos estudios en los que se asume algo es africano (por ejemplo) cuando en realidad ese algo puede pertenecer a muchas otras músicas populares y folclóricas. Son estudios que articulan teorías sin una base real y que con el tiempo, contribuyen a crear esa otra realidad inventada y superpuesta a lo que pudo haber sido el pasado real.

¿Acaso no somos nosotros los que necesitamos llamar a las cosas de una determinada manera y utilizar términos y conceptos como resistencia o adaptación? ¿Quién le va a ir a preguntar a la viejecita del pueblo si se siente bien cantando esta o aquella canción o si siente que reafirma su identidad de mujer cada vez que la canta?
¿Son tan dispares la realidad y el otro mundo que los investigadores crean?

Friday, February 22, 2008

Eclipse desde allí: lo que me envía JF

Esto sí es una foto del eclipse lunar

Mi amigo Juanfran me la envía hoy. La hizo a las 4:30 de la madrugada, ya casi cuando acababa la fase de totalidad: en esa fase, cuando menos brillo tiene y se ve teñida de naranja, es mágico, porque es el único momento en el que se pueden ver estrellas, que no quedan ocultas por la luz habitual en luna llena, me dice.

Se veía así desde donde hizo la foto

Y como él es así, aparte de esas dos imágenes, también me envía un mapa del momento. (Aunque se queja y me dice que la constelación en que salió retratada no es el mejor fondo que pudo tener.)

¡Qué maravilla y qué gusto tener acceso a todo esto!

Thursday, February 21, 2008

Ayer

Salió la luna a pasear, toda grande y vestida de amarillo. Me pilló desprevenida. La miré y sonreí:
- No sabía que ibas a salir tan temprano, le dije
- La noche va a ser larga, mi eclipse comenzará a las 7 y dos horas más tarde ya debo recoger mi aura porque el sol está de paso y si se le mira muy de frente dicen que él puede robarte los sueños.
- Está bien. Te espero. Voy a prepararme y salgo para hacerte compañía.

La acompañé hasta que la noche fue muy noche, buscándola a cada poco por si necesitaba algo.

Eso sucedió ayer, al final del día.

Wednesday, February 20, 2008

Un paseo más

Sólo una secuencia de luces

y claridad


Una paseo por el lago,

su silencio,

su paso infinito

Un color, una textura,

un dorado que caprichoso juega

y la calma,

todo el tiempo para perpetuar un susurro

Luego, el camino entre árboles,

sin prisas, con todos los destinos en ese instante,

antes del último sol,

vistiendo el adiós del horizonte

Tuesday, February 19, 2008

Difícil

Es difícil explicar esto que hoy veo al despertar. La luz estalla entre el blanco de la nieve y el cielo azulísimo, en mil espejos se mira, espejos en las ramas de los árboles, ramas altas, bajas, pequeñas, grandes

Se me hace difícil captar el efecto, el color, la impresión.
En lo poco que hoy camino, el frío me depierta, el viento rompiendo la cara y robándote en un instante el calor del cuerpo.
¿Quién no se queja de este frío? Incluso para la gente de Wisconsin, a este invierno le está sobrando invierno. Todo el mundo está cansado, mirando hacia abajo. Sin embargo, la belleza de hoy baila en lo alto

A veces pasas debajo de algún árbol y el viento de paso rompe el hielo y hace sonar esa lluvia de cristalitos, grillos transparentes que invisibles se mecen


En medio de esta transparencia y de toda esta lucidez, el corazón se me encoge un poco al pensar en E., un compañero de clase. Faltó la semana pasada y alguien dijo que su padre se había enfermado de repente. Hoy, cuando le pregunté por él, me dijo que murió hace una semana. Me quedé helada.
Como si este color de hoy no perteneciera a la noticia, pensé. Al momento me dije que sí, que estos días también le pertenecen a la muerte. Éste árbol de plata es para el padre de E.


Difícil explicar algunas cosas.

Esta noche, mientras escribo esto, la voz de Obama suena al fondo: sigue son su campaña en Houston. Ha ganado en Wisconsin con un 56% (43% para Clinton). También escucho que Fidel Castro renuncia a la presidencia. Tan importante como estas noticias puedan ser, hoy pierden relevancia. Pienso en E. y en su padre. Una ausencia y un vacío que no puedo explicar se me quedan por dentro.

Monday, February 18, 2008

Habrá que esperar

Vamos a tener que esperar un buen rato antes de que llegue el deshielo. Quiero olvidarme de los días de frío y nieve pero es difícil. La vida sigue, claro,

pero es como si todo se ralentizara. Por ahora, será mejor dejarse sorprender por los caprichos del frío y su complicado idilio con la humedad, la nieve que no llega al suelo, la lluvia helada.
Hoy las ramas de los árboles se convierten en espejos,

lágrimas y cristalitos colgantes

en un juego de transfiguraciones

mientras el sol juega a entrar y salir entre el manto de nubes

Los árboles se ven fantásticos a lo lejos. Por ahora me quedo con lo más cercano, este viaje de cercanías y esos bordados que, como ayer, te roban la mirada




Sunday, February 17, 2008

Desde la ventana

No le da tiempo a llegar al suelo
Ahí se queda



y entre manos sabias dibuja el caprichoso bordado de un sueño