Tuesday, November 23, 2010

Conversaciones y amigos

Hace ya casi dos meses que llegué a México. Antes de venir sabía que iba a ver a amigos y a reencontrarme con personas que hacía tiempo que no veía. No sabía de qué forma iba a ser y la realidad ha superado con creces lo que, sin querer, había anticipado.

Alberto de la Rosa

Tampoco sabía que iba a conocer a personas estupendas con las que podía pasar varias horas hablando de, entre otras cosas, música y vida. No sabía que iba a tener tan buenos guías que como cocuyos sabios me dejarían ver la ruta. No sabía que iba a ser capaz de mirar con las alas abiertas

IMG_7172

Y por todo eso, me siento muy agradecida.

6 comments:

EL AVE PEREGRINA said...
This comment has been removed by the author.
EL AVE PEREGRINA said...

Al transitar por la vida
vamos dejando esa huella...
la que te hará recordar...
porque dejaste tu estrella
por eso debes pensar...
¡tu aura en sus almas destella!

Me alegro un montón.

Un abrazo Raquel.

Belén said...

Lo mejor de ir a sitios nuevos es eso, precisamente... que encuentras a gente que parece que los conoces de toda la vida, ¿verdad?

Besicos

Elèna Casero said...

Ya tienes para escribir un libro sobre la gente, la música y todas las vivencias que has recogido.

Un beso

Tawaki said...

No siempre, pero casi siempre, uno encuentra lo que lleva.

Raquel said...

Ave peregrina,
muchas gracias. (A ver si cuando regrese a Madison puedo ir a verte más a menudo.)

Belén,
sí, como si las coordenadas hubieran estado desde siempre pensadas.

Elèna,
sí. Sería un libro lleno de toda la riqueza de estas personas.

Tawaki,
eso es bonito.