Thursday, April 15, 2010

(2)

Interior y exterior se me juntan. A menudo sólo hablo de la luz, el calor o el frío que puedan traer los días. Sin embargo, el pulso va siempre más allá y siempre hay un enlace a las aguas en que navego.

La semana está siendo espectacular. Trato de encontrar momentos para escaparme y salir afuera.
Hasta los caminos que suelen ser una rutina se te regalan nuevos en esta época de despertares

P4110008

En el Arboretum los magnolios están ya muy florecidos y casi a punto de comenzar a perder sus hojas

P4110010

P4110011

P4110012

Me apasiona ver cómo todo va renaciendo

P4110019

e inicia el viaje

P4110041

Aunque los juncos todavía arrastren otro peso

P4110017

sus habitantes también han comenzado el periplo

P4110031

Los veo cuando rozan el agua y me quedo en la seducción de su transparencia

P4110032

hasta que se pierden y mimentizan con juncos y reflejos

P4110035

Luego vuelvo a dejarme llevar por el sauce

P4110039

Por el camino me encuentro a una amiga a la que hace tiempo que no veía. Fiel y constante, ella escribe cada día en su blog. Por eso no me extrañó que me dijera:
- No estás escribiendo mucho estos días
- ¡Ay! Ni tiempo ni mucho que contar
- No te creo, siempre tienes algo que decir y además, sólo es cosa de pensar un momento en ello
- Sí, sí, lo sé. Es sólo que otros quehaceres me roban ese momento.

La pregunta de si eso será se queda flotando mientras contemplo la plenitud del magnolio junto a la casa

P4110048

10 comments:

fer said...

No me extraña. Las fotos lo dicen todo. Siempre será un espectáculo verles a todos arrancar a vivir.

Me resulta agradable ver árboles tan lejanos también abriéndose.

Irreverens said...

Estos magnolios son una maravilla. Además son los auténticos. Lo aprendí ayer, ante uno de éstos y otro que se está imponiendo por mis lares.
:)

Prefiero éstos, sin duda alguna.

Besotes y feliz fin de semana.

El ave peregrina said...

Que hermoso Raquel, ver esos magnolios florecidos destellando su vital hermosura.Admiro ese juncal con sus patos buscando su sustento y cuidando a sus pequeñuelos, tengo uno casi enfrente de casa y me relaja...

Un abrazo.

Alegría said...

A veces una necesita callar, reposar mientras contempla. Yo estoy un poco así.
Me encantan los sauces; en la entrada de mi casa, teníamos uno igual, y los magnolios, son esplendorosos.
Un beso para el camino;)

leo said...

Me encanta el verde joven de los primeros brotes. Parece que saca luz de dentro.
Haz caso a tu amiga :-)
Besos.

Fernando said...

Bienaventuradas/os quienes tienen tiempo para contar, escribir y compartir.
Algunos nos conformaremos con apasionarnos por el renacer y respirar aire nuevo cada día.
Y contemplar estas imágenes, que valen casi más que el aire.
Un abrazo.

Ico said...

A veces cuentas a través de imágenes, y qué hermosura de imágenes..

Minombresabeahierba said...

Raquelcita, la única manera de tener esa explosión de floración en árboles y arbustos, es tener esos inviernos tan fríos.

Tienen que sumar muchísimas horas de frío previas.
abrazote

Raquel said...

Fer,
es bonito pensar en esa confabulación de árboles despertando en miles de lugares.
Un abrazo

Irreverens,
¿cuáles son los que no son auténticos?

¿Has disfrutado tu fin de semana?
Un besote

Ave peregrina,
creo que ese es el secreto, el relajar a quien a ellos se acerca. Pensé que pájaros y patos al atardecer creaban ese sopor de relajamiento pero lo mismo sentí a primera hora de la tarde.
Un abrazo también para ti.

Alegría,
el camino lo recibe y te lo devuelve. También te lleva.

Minombresabeahierba,
¡aja! Entonces, ¿me estás diciendo que no debo quejarme más de los inviernos largos y fríos? Bueno, vale. Ya ves que este año no me he quejado tanto porque ha sido más benevolente. ¿Sabes? Es genial ahora porque todavía no hay mosquitos ni tanta humedad. Uf! Ya las lilas están comenzando, y los tulipanes están de fiesta.
Un besote

Leo,
a mí también me fascina, es emerger con una frescura llenísima.

Vale, el que tú me lo digas me anima.
Un besote

Fernando,
hoy me acordé de este comentario tuyo y mientras iba haciendo mi ruta en bicicleta deseé que tuvieras un rato para perderte y cambiar de aires y por un momento contemplar esos verdes o esos rincones maravillosos que te rodean.
Un abrazo

Ico,
mil gracias. Me alegro de sentirte cerca.

Minombresabeahierba said...

Raquelcita:
en un post mío había puesto la pate final de la pelicula Shadow land con Anthony Hopkins y Debra Winger:

"El dolor de después es, parte de la felicidad de ahora"

Los contrastes hacen la vida.

http://www.youtube.com/results?search_query=shadowlands+part+11+&aq=f

abrazotes