Tuesday, December 16, 2008

Sería

Maya llegó hoy con su sonrisa grande y su espíritu de infinitos matices; Tabito con su fuerza y su corazón grande siempre por delante; Nora con su aire de elfo perdido entre devenires imaginados, toda ternura. Y el gorro que de repente me recuerda la época en que estamos

PC160003

Es mi último día de clases y afuera sigue nevando. Hemos asumido la rutina, las botas, las capas de ropa, gorros y guantes como piezas esenciales del atuendo. Sólo cuando las temperaturas son realmente extravagantes como ayer se vuelve a hablar del tiempo. La causa y el entendimiento son comunes.
Me gusta la gente con la que comparto el día a día. Causas, entendimientos, logros o fracasos son particulares pero comunes. Sería triste estar solo.

10 comments:

Irreverens said...

¡Qué foto tan bella!
:D

Tú nunca estarás sola, Raquel.

Besotes

Rafael said...

Qué bello es ver a estos niños, que aun tan pequeños muestran ya las personas que son de la forma más auténtica en que seguramente jamás se mostrarán. Y qué honor y qué responsabilidad estar ahí para guiarlos, para ayudarlos, y para admirarlos sin caer en la tentación de querer cambiarlos, sobreprotegerlos o hacerles egocéntricos.
Aprovecho, Raquel, para desearte que esta Navidad sea para ti un tiempo de paz y regocijo para el espíritu, y que en el próximo año seas dichosa. Un beso.

ISOBEL said...

que preciosidad de entrada, un beso lleno de ternura

Julia said...

son tus ojos los que miran.

Only said...

Preciosa entrada, Raquel,
un abrazo ( sobre cero) bien fuerte.
Eres un sol

Magda said...

Sería muy triste estar solo, cuanto hay por compartir y que bien hace hacerlo, le da sentido a la vida no? Besos.

Raquel said...

Irreverens,
gracias mi querida Irreverens. Creo que tú tampoco. Tu sonrisa lo dice.
Un abrazo grande

Rafael,
Creo que es muy importante todo lo que dices. Gracias también a ti por entenderlo así.
Disfruta mucho estos días.
Besos

Isobel,
lo recogo.Mua!

Julia,
los que de también de ti aprenden.

Only,
lo recibo. ¿Ya echaste fuera esa gripe?

Magda,
sí, la gente es la que, al menos a mí, me hace vibrar.
Un abrazo y acumula calorcito para cuando regreses al otro invierno.

dintel said...

Esta mañana, he oído tocar el violín a una niña de doce años. Tocaba una pieza típica catalana: El noi de la mare. Me he acordado de tus clases.

JESUS y ENCARNA said...

música e infancia, que bellos complementos
Muakss
Encarna

Raquel said...

Dintel,
conozco El noi de la mare porque los niños en Sirinx, la escuela de música de Salamanca, la cantan. Preciosa.

Encarna,
y tú bien que lo sabes
Muaksssss