Monday, August 03, 2009

Notas en el día

01.OrquestaB-SilviaJPG

He salido un momento a la puerta. Hasta se escucha el primer movimiento de la quinta sinfonía de Schubert, una de las obras de la orquesta de los más mayores. Las piezas del rompecabezas empiezan a encajar cuando en la orquesta se despliegan acordes y melodías desde todos los instrumentos

133.Eve2009

No es sólo Schubert lo que suena, también esa sarabanda tan solemne y nostálgica de Haendel, y ese danzón que arreglamos para la peculiar instrumentacion de nuestra orquesta. Con el tiempo nos hemos acostumbrado a esa combinacion de viento madera y metal con flautas, clarinetes y trompas

21.Trompa

22.Lino

acordeones,

23.Acordeón

e incluso guitarras

03.Marina

además de toda la cuerda, chelos y contrabajos

33.Cellos-Ana,MaríaYCBajo

17.MartaSierro
violas,

29.Viola

violines,

41.Samuel

Sí, es un poco particular esta instrumentación pero la idea es poder tocar todos juntos. La orquesta es una de las cosas que nos une y establece uno de los vínculos que nos conforman como grupo. También el coro lo es

61.Coro


Aprender, copartir, entregar, recibir... Todo eso pasa

25.MartaVillar

3 comments:

Alegría said...

... y siempre pienso, cuando te leo, cómo tú, rodeada de tánta música tienes tánto silencio aquí... Quizás sea por eso, ¿no?

Me gusta contemplar sus caras absortas en la partitura, manteniendo todos los sentidos pendientes... oyéndose y oyendo a los demás... Me encanta.

Me hace gracia la chica del cello, con un pendiente con la semi corchea.

Un beso.

Irreverens said...

Ostras, de lo que me he acordado ahora... ¿Sabes que yo también toqué el acordeón de pequeña? Sí, sí. Durante tres años o así, creo.
:P
La verdad es que ahora eligiría el oboe, el clarinete o la percusión.

Raquel said...

Alegría,
silencio en las páginas, sí. Me cuesta concentrarme en escribir o leer si estoy escuchando música, a no ser que sea una música que no estorba.
La chica del chelo se hizo sus propios pendientes. Eso es todavía mejor, ¿no?
Besos

Irreverens,
¿de verdad? Me encanta el acordeón. Pero claro, también aprendería a tocar todos los instrumentos que han dicho, más el chelo y el fagot.
Sería genial, ¿no? Como hablar muchas lenguas.
Besotes


Siento no haber podido responder antes a vuestros comentarios. La conexión en León ha sido horrible. Entre eso y la falta de tiempo... Ahora me iré poniendo al día.