Thursday, February 18, 2010

Entre huellas



Aunque no tan duro como en otros lugares, sigue siendo invierno en esta parte del mundo. El de este año es amable. Nevadas esporádicas, días de luz y 1 grado son gentileza

P2170002

Fiel a sus costumbres, la nieve es tardía en irse. Pero ya se empieza a notar cómo la fuerza del sol le va robando pedacitos

P2170005

Siempre me asombra la fuerza de esos poderosos astros, sus estaciones y etapas, el ciclo, la espiral

P2170033

Mientras miro esas pisadas pienso en las heridas que con el tiempo acumulan las personas. Heridas físicas o anímicas. El tiempo las somete. A veces las borra del todo. Otras veces símplemente las diluye. Esa es la diferencia. Esas huellas desaparecerán en unas semanas. Nuestras heridas son más difíciles de borrar. Por eso la forma de entenderlas es esencial.
¿Cómo seríamos si no pudiéramos entender desde la claridad?, mirar de frente, hacia adelante

P2170015

buscar el equilibrio

P2170013

Moverse por esa pista es hoy celebrar la sencillez del día, deslizarse con su propia amabilidad, jugar a encontrar formas y maneras

P2170026

mientras el camino se deja caminar

P2170029

y las huellas siguen creando y recorriendo la memoria

P2170022

11 comments:

Esencia said...

De casualidad me encuentro aqui... y he de decirte que me gustó leerte, y que hiciste un magnifico recorrido.

Con cariño, esencia.

leo said...

Qué cielo más azul, Raquel. Un día maravilloso, llenísimo de luz.
Todos necesitamos esa primavera de la memoria, ¿verdad?, para que ciertas huellas se atenúen, o desaparezcan. Preciosa entrada.
Buen fin de semana.

Fernando said...

Entrada en blanco... ;)
Uno se da cuenta de las cosas de golpe. Ayer, el primer día en muchos de cielo azul (hoy ha vuelto al gris plomo), me di cuenta de lo pronto que amanecía y lo tarde que oscurecía.
Y otro día, de repente, será primavera.
Resplandece esa nieve azul de tus fotos; quizá por las palabras que arrastran.
Un abrazo.

Minombresabeahierba said...

Aah las huellas que no se borran!:

Nuestras heridas son más difíciles de borrar. Por eso la forma de entenderlas es esencial.


Algunas jamas se entenderán, a otras uno las comienza a recordar engañosamente con algunos cambios para alivianar el peso sobre los hombros.

abrazotes

Anonymous said...

You have really great taste on catch article titles, even when you are not interested in this topic you push to read it

Raquel said...

Esencia,
pues qué bonita casualidad es tenerte por aquí. Gracias, esencia

Leo,
creo que si no, sería imposible.
Besos

Fernando,
así es. Ayer hasta asomaba algún pájaro. Eso y empezar a ver/sentir el día un poco más largo. Me imagino que tú que vives al norte también lo agradeces.
Un besote

mnsah,
esas huellas que jamás se entenderán se nos quedan ahí, heridas de guerra que aplacamos como podemos.
Aquí nieve y lluvia allí. ¿Todo bien?
Un abrazo grande

Anonymous,
I always like when people sign their comments. It would be nice.

Tesa said...

Lo importante es el camino, y se hace camino al andar decía el poeta...

Deberíamos aprender de la naturaleza a adaptarnos a los cambios de la vida como ella se adpta a los ciclos y las estaciones.

Preciosas las fotos, Raquel. Ya veo que pasaste de la explosión de colores a esta blancura.

En Barcelona, en la ciudad, es casi un milagro ver nieve, a mí me encanta y a veces la añoro.

Hoy disfruté de tus paisajes y de tus reflexiones.

Un beso,

Minombresabeahierba said...

Tuvimos excesos de lluvia dos dias en ésta semana en la gran ciudad De Buenos Aires..y esos alrededor de 160 mm en dos horas cada dia provocaron bastante daño.

Al menos refrescó, venimos de semanas de mucha temperatura, sin que baje de noche, alta humedad, baja presión, y sensaciones térmicas del orden de los 38ªC.

besotes, está agradable para unos vinos al lado del hogar de leños alla!

AdR said...

Es sorprendente comprobar cómo muchas veces la nieve se asemeja en las fotos a la arena.

Relajante ver tus instantáneas.

Besos

Raquel said...

Tesa,
hola. Madison es así todo el invierno. Tenemos suerte cuando los días son tan luminosos como ese. Aprendes a vivir con la nieve porque no es algo de un día pero cuando pasan días y no hay color es un poco desesperante.
Un abrazo

Mnsah,
Vaya veranito! Loco este clima en todas partes.
Y sí, justo para mantener el calor con unos vinos
Besotes

AdR,
Es muy cierto. Nieve y arena.
Ese día no había apenas gente en ese campo. Hoy incluso sería más relajante porque ha vuelto a nevar y todo se acalla con la nieve recién caida.
Un abrazo

Tawaki said...

Heridas que aparecen y desaparecen sin que nosotros podamos intervenir.