martes, enero 22, 2008

Al final del día...

... la poderosa certeza del empuje de los deseos y la fuerza del reencuentro

8 comentarios:

Irreverens dijo...

Te he imaginado corriendo por debado de estas arcadas en pro de ese reencuentro.
:)

Besos.

Mariano Zurdo dijo...

jajaja, me río porque me imaginé lo mismo que irreverens.
Estos días estoy muy liado y apenas puedo bloguear, pero me pondré al día dándome un largo viaje por Argentina de tu mano.
Besitos/azos.

leo dijo...

La foto es muy sugerente. No me extraña que te imaginemos corriendo bajo esos soportales...
Besos.

Raquel dijo...

Irreverens, Mariano y leo, os respondo a los tres a la vez. Anoche, después de una mañana de hielo en las calles, mucho frío y caminar tratando de que el viento helador no te rozara ni un milímetro, compensó ver a mis alumnos y recibir la bienvenida de algunos amigos. Todos andamos sufriendo estos fríos tan agresivos y a ninguno nos gusta vivirlo. No tuve ni fuerzas ni tiempo para sacar a pasear la cámara. También fue mi primer día de clases en la universidad.
La foto es de hace una semana, en Córdoba, los soportales del antiguo cabildo. Pensar en el contraste de todo sigue siendo brutal. Debe ser que, en el fondo, me debe gustar vivir en Madison. Digo yo.

Un abrazo grande para los tres

Juan Luis dijo...

Ye me parecia que esos portales no los habia visto yo en Madison. De la Boca a Wisconsin estas en el itinerario de Gardel, solo que un poco mas a la izquierda. Volver, con la frente marchita, la nieve no es nada para una española como tú.

Raquel dijo...

Juan Luis, todavía estoy esperando a que vuelvas en un enero como éste para ver cómo un limeño estila su lisura sobre los puentes helados de los parques de Madison :=)
Un abrazo grande, mi querido Juan Luis (ya ves que todavía puedo bromear porque sólo llevo un día aquí)

Luis López-Cortés dijo...

Aunque nunca te has ido de nuestro lado, bienvenida.

Raquel dijo...

Gracias Luis. Poco a poco me estoy volviendo a poner al día. Ahora voy a hacerte una visita.
Saludos