Thursday, June 25, 2009

Para completar el día, un atardecer

Se me hace extraño estar en Madison y no estar trabajando. Casi nunca estoy aquí cuando llegan las vacaciones. Ahora es diferente. La ciudad se siente diferente. (¿O será que es verano?)
Siempre es muy agradable sentarse en la terraza

P6250007

y más si como hoy, coincide con el atardecer

P6250003

P6250005

Cuando el sol va cayendo empiezan a recoger algunas velas

P6250014

y barcos

P6250018

Ahí sostenidos descansan, recogen los pedazos del día.
Nosotros también. Ahí sentados nos fundimos con los demás, con las otras conversaciones que son murmullo, y también recogemos los pedazos del día, el que casi vimos despertar y ahora cerrar su luz

P6250015

Hemos recorrido la fina guía de sus horas y sabio, nos ha dejado quererlo

P6250027

P6250034

10 comments:

Irreverens said...

¿Y cómo es eso? ¿Este año pasas el verano en Madison?
:)

Quién lo diría, que este lago estuvo completamente congelado hace unos meses, eh.

Besotes

Raquel said...

Irre,
sólo voy a estar aquí una semana. Bueno, hasta el miércoles.
Quién diría lo del lago, exactamente.
Justo ayer lo pensaba.
Un besote y buenos días/tardes

Alegría said...

Pensaba lo del lago esta mañana cuando vi tus fotos por primera vez...
Los momentos del día que más me gustan son el amanecer, y el atardecer... Los siento mágicos, y me lleno de energía al verlos... Soy muy tranquila, más diurna que nocturna, pero si quieres asegurarte de que salga de noche, con ganas, haz que esté en la calle, en un lugar hermoso y tranquilo, sin demasiado bullicio, aunque no solitario (estoy describiendo justo el que nos muestras;) ) y déjame que observe el sol esconderse... Me llena de fuerza y energía...

Besos.

P.D. ¿Qué sensación te queda de Río, a la vuelta, ya en casa, tranquila...?

Raquel said...

Alegría,
me faltó una persona de Río para saborear un poco más desde dentro la ciudad. Volvería a ir para compartir más con el mestre Casquinha y tocar con músicos de allí. Pero me gustaría ir a Salvador de Bahía, a Natale y al Amazonas para conocer otras partes. Hay que aprender portugués para poder comunicarse mejor.
Me gustó la amabilidad de la gente, la cercanía, sus pasión por la música.
A medida que hablo del viaje es cuando me doy cuenta de lo que más me llegó. Curioso que me preguntes eso porque es después cuando vuelves a saber cómo fue el viaje.
Un abrazo grande

Alegría said...

Sé que se tienen esas sensaciones, ya reposadas, cuando uno recupera "su normalidad", no es que te lo pregunté, porque sí... Es una manera, como otras, de tratar de conocerte mejor...

Un beso de gracias por ser siempre tan generosa, también, en tus respuestas...

dintel said...

Una pregunta que me intriga... ¿y Madison no tiene puertas? Ejem...

Minombresabeahierba said...

que fascinación por estos atardeceres, charlando y caminando contigo. abrazote

Raquel said...

Alegría,
quien escucha también es generoso.

Dintel,
buena pregunta ahora que estoy pendiente de mandarte unas cuantas de Río. Madison... puertas que no me han llamado la atención. Habrá que empezar a buscar un poco más.

Mnsah,
siempre especial esos atardeceres junto al lago. Un besote y abrazo para ti también.

leo said...

Un maravilloso atardecer. Qué bonito es Madison, Raquel.
Besos y buenas vacaciones!

Luis Alejandro Bello Langer said...

Son diferentes las ciudades en Verano...claro, siempre que no se cruce alguna festividad religiosa o Festival de lo que sea. Vieras Santiago en Febrero...casi parece sacada de la Dimensión Desconocida.

Saludos afectuosos, de corazón.